Las Guerreras baten a Alemania para recuperar el liderato

Gran partido de la selección española en un Gasca abarrotado con más de 2.000 personas animando a las Guerreras, que consiguen con este triunfo volver a la primera plaza del grupo en la fase de clasificación
24/03/2018 - 22:15

Victoria de España ante Alemania (27:23; 12:9 en el descanso), en el encuentro disputado en el Polideportivo José Antonio Gasca de San Sebastián, correspondiente a la Jornada 4 de la fase de clasificación para el Campeonato de Europa de Francia 2018. Con este resultado, las Guerreras vuelven a colocarse líderes del Grupo 6, con un punto de ventaja sobre su rival en el día de hoy.

Encuentro igualado desde los primeros compases, con un buen nivel defensivo por parte de ambas escuadras. Sin embargo, ni las retaguardias podían frenar el empuje ofensivo de españolas y alemanas, que buscaban en todo momento transiciones rápidas para batir la portería rival. En este contexto, Alemania tomaba las primeras ventajas en el marcador, respondidas con eficacia por las Guerreras.

Aparecían acto seguido sobre la pista del Gasca dos de las protagonistas del choque: Silvia Navarro Alexandrina Cabral. La guardameta valenciana bajaba la persiana de su marco para evitar las embestidas germanas, y en el otro área la lateral izquierdo vacunaba con acierto su objetivo. El resultado: ventaja de hasta tres goles para España, situación que obligaba a Henk Groener a pedir hasta dos tiempos muertos.

A pesar de parar el encuentro por partida doble, el seleccionador germano no conseguía percutir sobre la defensa de las Guerreras, impenetrables en el 6:0 comandado en el centro por Paula García y Lara González.  En tareas ofensivas tomaba las riendas Nerea Pena, que anotaba varias dianas para levantar a un Gasca eufórico, con más de 2.000 espectadores disfrutando de la selección española. Alemania optaba por jugar sin portera, sin éxito. España estaba de dulce en San Sebastián, y se marchaba a vestuarios con una ventaja de tres goles (12:9).

La reanudación iba a marcar otro punto de inflexión en el encuentro. La selección española endosaba de inicio un parcial de 2:0 para lograr la máxima renta del choque, unos cinco goles de diferencia que se mantendrían en los primeros 10 minutos del segundo acto gracias a la efectividad de una Silvia Navarro infranqueable en portería y a los goles de Ivet Musons desde los 7 metros.

España se gustaba sobre el 40x20, la afición empujaba y la combinación rozaba la perfección. El partido se encaminaba hacia los derroteros marcados durante los días previos por Carlos Viver, y las jugadoras ejecutaban con precisión y acierto para mantener e incluso aumentar la ventaja en el electrónico donostiarra. Maitane Etxeberria anotaba por partida doble desde el extremo y el Gasca enloquecía con la jugadora de Lezo. Un momento que definía totalmente lo que estaba significando este encuentro: una auténtica fiesta del balonmano femenino.

El intercambio de goles se sucedía en los últimos compases del partido, con el marcador casi resuelto a favor de España, que perseveraba en su intento de alcanzar una ventaja de 9 tantos que igualará el goal-average particular con las alemanas. Poco importaba en dicho instante ese hecho, porque con el pitido final el extásis se apoderaba de las jugadoras y de la afición desplazada hasta el Gasca.

Objetivo logrado: victoria por 27:23 y primera plaza de grupo recuperada. Las Guerreras creyeron, nosotros creímos en ellas, y ellas lo consiguieron. Turquía y Lituania aguardan en las dos últimas jornadas de la fase de clasificación, en las que la selección española buscará su billete para el Campeonato de Europa de Francia 2018.